¿HAS PERDIDO TUS DETALLES?

¿Cuál es la apuesta para aliviar la crisis del agua en el sur de Cali?

por / martes, 29 marzo 2016 / Publicado enNoticias

Tuvieron que pasar 24 años para que la CVC desempolvara  los estudios que decantan la gran apuesta del futuro para abastecer de agua al sur Cali. Son las ‘Fuentes del Sur’, un proyecto del que se escuchó por primera vez en 1992 y que  hasta ahora parece empezar a caminar. Lea también: ¿Hay riesgo de racionamiento de agua en toda Cali?

Se trata de captar aguas de los ríos Claro, Jamundí y Timba a través de tres embalses interconectados, los cuales no solo servirían para surtir el líquido a la zona de expansión de la capital del Valle, sino que también podrían abastecer el casco urbano de Jamundí.

Según  cálculos de la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca, serían 959.000 personas (259.000 en Jamundí y 700.000 en Cali) las beneficiadas, al 2045, si se concreta el esquema, que ya está listo para iniciar la etapa de factibilidad.

Este proyecto hace parte del ‘Plan del Agua’, mediante el que la autoridad ambiental realizó estudios de planificación y gestión eficiente del agua superficial. Entonces, 90 opciones surgieron como nuevas oportunidades de suministro de agua en la región, de las cuales solo cuatro pasaron a la fase de factibilidad. Uno de ellos fue el de las ‘Fuentes del Sur’.

“La ciudad  ha tardado mucho en definir una solución para el problema de abastecimiento y esta es una estrategia para buscar una opción viable para atacar un problema que es más visible durante la época de sequía, por lo que urge tomar decisiones a mediano plazo”, dijo el director de la CVC, Rubén Darío Materón.

De acuerdo con los resultados de los estudios realizados a la fecha, la altura de las presas de dichos embalses oscila entre 60 y 100 metros.  Por seguridad, Materón no especificó la posible ubicación de los embalses, pero explicó que las estructuras estarían ubicadas en la parte media de las cuencas.

El funcionario especificó que en julio iniciará la etapa de factibilidad de la interconexión de los embalses, en la que se determinará si esta opción de abastecimiento de agua es viable para ejecutarse, se identificará cuánto puede costar su implementación y cuánto tiempo se tardaría en construir y operar.

<br>

En dicho estudio, que se definirá una vez sea integrado en el plan cuatrienal de la Corporación, se hará una exploración en campo de las condiciones del subsuelo, características de sismisidad, hidrología, hidráulica, geotecnia, geofísica y plan social. Los resultados se conocerían en el segundo semestre del 2017.

Una vez termine esta fase, si se establece que es posible ejecutar el proyecto, comenzarían los diseños de las presas, interconexiones, planta de tratamiento de agua potable, entre otros elementos del esquema.

“Esta solución podría reforzar los caudales de la red baja de Cali y complementar las captaciones que actualmente están llegando a la planta de Puerto Mallarino. Así mismo, potenciaría el sistema de suministro de Acuavalle en Jamundí, pero hay otras poblaciones menores del Sur que también se verían beneficiadas, siempre y cuando las plantas de tratamiento sean construidas acorde a las dimensiones de sus poblaciones”, aseguró el Director de la CVC.

Opiniones

María Claudia Álvarez, directora de la Cámara Colombiana de Infraestructura seccional Occidente, cree que la propuesta de construcción de  embalses en el Sur “llega en buena hora para traer soluciones de fondo al problema de abastecimiento de agua no solo para Cali, sino para la región”.

Sin embargo, la dirigente gremial indicó que esta es una opción que tardará tiempo en constituirse, por lo que estima que una solución inmediata a la crisis del agua sería atenuar las pérdidas en acueducto, que se sitúan en el 56 % del agua potable producida en la ciudad.

Ante esta  opción de abastecimiento para el sur del Valle, el alcalde de Jamundí, Manuel Santos Carrillo, indicó que “es necesario que este tipo de proyectos sean socializados desde ya, porque con esto se quiere solucionar el problema de agua de Cali con nuestros acuíferos. Eso sí, de concretarse, Jamundí tiene que ser el operador del sistema de acueducto”.

Santos Carrillo agregó que este proyecto “también tiene que estar pensado para las poblaciones rurales que se surten de acueductos locales que están en malas condiciones, como es el caso de los corregimientos de Villacolombia, Puente Vélez, San Isidro, La Meseta, La Ventura, Villa Paz”.

Hugo Salazar, presidente de la Asociación Colombiana de Ingeniería Sanitaria y Ambiental, Acodal, señaló que para los próximos 20 años Cali necesita los 8 metros cúbicos por segundo que le puede aportar el río Timba, pues actualmente la ciudad requiere 6,5 metros cúbicos por segundo para su abastecimiento, por lo que ese nuevo caudal significaría tener agua para 1,5 millones de habitantes más.

“El problema sería que el agua no alcanzaría una altura significativa respecto al nivel del mar que permita traerla y distribuirla a la ciudad por gravedad, como pasa con el río Cali. Esto se traduce en que tocaría hacer un sistema de rebombeo (como en Nápoles y Siloé) para poder abastecer las zonas de ladera y pensar en una planta de tratamiento de agua potable en el Sur que pueda reforzar el suministro”, dijo el ingeniero sanitario.

Salazar añadió que si bien la calidad de agua de los ríos Timba, Jamundí y Claro es buena, “se debe tener cuidado con las explotaciones de bauxita y otros minerales que hay cerca a los afluentes. También hay que mirar si no hay cultivos de marihuana, coca y amapola que puedan estar perjudicando el recurso. Esta es una solución de acueducto local, pero no arregla el problema de abastecimiento de la ciudad”.

Características de los embalses
En el río Jamundí  se plantea una presa de materiales sueltos con cara de hormigón aguas arriba que tenga una altura de 45 metros. La desviación en el embalse se podría hacer por túnel. Se estima que este embalse podría alcanzar los $288.848 millones.
 En el río Claro  la presa sería en roca o concreto y tendría una altura de 115 metros. Al igual que en el río Jamundí, la desviación del caudal se haría por medio de un túnel. El posible costo del proyecto ronda los $349.596 millones.
FUENTE: Elpais.com.co  | Autor: Redacción de El País
SUBIR